Restaure Su Salud

Capitulo 4

 

Diversas Pruebas

鈥淗ermanos m铆os, tened por sumo gozo

cuando os hall茅is en diversas pruebas,

sabiendo que la prueba de vuestra fe

produce paciencia鈥.

鈥擲antiago 1:2-3

驴Cu谩l es el prop贸sito de Dios para las diversas pruebas que encontramos, como la mala salud? Hay demasiados cristianos que no tienen idea de por qu茅 Dios permite cualquier prueba que 脡l permita en nuestras vidas. Sin este entendimiento, 驴es de extra帽ar que los cristianos aparezcan como no creyentes y sean derrotados tan f谩cilmente, recurriendo r谩pidamente a la forma en que el mundo lidia con los problemas de salud?

Descubrir谩s en este cap铆tulo, que hay muchos beneficios que provienen de lo que Dios usa para probar nuestras creencias. Dios usa varios senderos para guiarnos y moldearnos, a menudo para llamar la atenci贸n cuando hemos estado ignorando Su llamado en nuestras vidas. Dios tambi茅n usa varias pruebas como un medio para construir nuestra fe en 脡l, al mismo tiempo que nos da la resistencia que necesitamos para terminar cada parte de nuestro viaje, el camino que 脡l ha establecido ante nosotras.

Lo m谩s importante que debemos darnos cuenta durante nuestras pruebas, tribulaciones, pruebas y tentaciones es que 隆Dios tiene el control! Es Su mano la que permite que estas pruebas nos toquen o no nos toquen. Cuando 脡l lo permite, 脡l env铆a Su gracia que nos permite soportarlo, siempre y cuando nos volvamos a 脡l y clamemos a 脡l, sin volvernos a nadie ni a nada m谩s. "No tendr谩s dioses ajenos delante de m铆" (脡xodo 20:3).

Permiso para la adversidad. Lo m谩s reconfortante de saber es que el enemigo no puede tocarnos sin el permiso de Dios. El enemigo no solo necesita permiso, sino que tambi茅n recibe instrucciones espec铆ficas sobre c贸mo puede tocarnos. "Sim贸n, Sim贸n, he aqu铆 Satan谩s os ha pedido para zarandearos como a trigo". (Lucas 22:31). "Dijo Jehov谩 a Satan谩s: He aqu铆, todo lo que tiene est谩 en tu mano; solamente no pongas tu mano sobre 茅l. Y sali贸 Satan谩s de delante de Jehov谩". (Job. 1:12) sin poner un dedo sobre 茅l, no hasta que volvi贸 a preguntar y Dios le dio permiso para probar su amor por 脡l.

Tentaciones. Las tentaciones que experimentamos, nos dice la Escritura, son comunes al hombre, sin embargo, Dios proporciona una v铆a de escape. "No os ha sobrevenido ninguna tentaci贸n que no sea humana; pero fiel es Dios, que no os dejar谩 ser tentados m谩s de lo que pod茅is resistir, sino que dar谩 tambi茅n juntamente con la tentaci贸n la salida, para que pod谩is soportar" (1 Corintios 10:13). 脡l no te va a sacar del fuego de la adversidad, la enfermedad y el dolor hasta que est茅s dispuesta a caminar en 茅l, caminar a trav茅s de 茅l y, lo m谩s importante, ser capaz de soportarlo, incluso abrazar el dolor, el mal, en lugar de rechazarlo y luchar contra 茅l.

Resistir el mal. Como humanos, naturalmente resistimos el mal, como el dolor. Sin embargo, Jes煤s en Sus Bienaventuranzas hizo un punto para decirnos que esa no es la manera de obtener el poder que 脡l pose铆a y aprovech贸 como hombre aqu铆 en la tierra. El ejemplo que 脡l nos dej贸 a seguir. A pesar de que sabemos bien acerca de "poner la otra mejilla", pocos saben >resistir al mal> y a煤n menos se han tomado el tiempo para profundizar en descubrir que 脡l en realidad no dijo que no se resistiera a una "persona" malvada, sino que no se resistiera a ning煤n tipo de maldad. Si volvemos al griego, la palabra 蟺慰谓畏蟻峥 (pon膿r艒) es simplemente la palabra maldad. En muchas de las versiones m谩s populares y aceptadas, el traductor agreg贸 la palabra [persona] bas谩ndose en su propia comprensi贸n limitada de lo que Jes煤s estaba diciendo.

Si te miras a ti misma, cuando ves la traducci贸n muestra la [persona] malvada. Esto significa que se agreg贸 [persona]. Aqu铆 hay ocho versiones traducidas correctamente:

Mateo 5:39 NBV:
Pero yo les digo: No paguen mal por mal.

RVA
Mas yo os digo: No resist谩is al mal.

SRV-BRG
Mas yo os digo: No resist谩is al mal.

JBS
Mas yo os digo: No resist谩is con mal.

DHH
Pero yo les digo: No resistas al que te haga alg煤n mal

NVI
Pero yo les digo: No resistan al que les haga mal.

Por qu茅 esto es importante es que nos permite expandir y no limitar este poderoso mensaje. Tomar este principio y promesa, y luego aplicarlo al dolor que est谩s experimentando, ha demostrado ense帽ar el sufrimiento asociado al dolor. Esto se practica en muchas culturas, religiones e incluso en el manejo moderno del dolor. En lugar de centrarnos en el dolor y retroceder, apretar nuestro cuerpo para luchar contra 茅l, cuando se libera el dolor y el sufrimiento disminuyen, como en el parto. El miedo tambi茅n es un factor contribuyente, por lo que educar al paciente se ha convertido en la norma en la medicina moderna.

Las tentaciones son provocadas por nuestra propia concupiscencia. La lujuria es simplemente lo que queremos. Adem谩s, Dios no puede tentarnos a hacer el mal. 隆En cambio, son nuestros deseos los que nos tientan a hacer lo que sabemos que no deber铆amos! 鈥淐uando alguno es tentado, no diga que es tentado de parte de Dios; porque Dios no puede ser tentado por el mal, ni 茅l tienta a nadie; sino que cada uno es tentado, cuando de su propia concupiscencia es atra铆do y seducido鈥 (Santiago 1:13鈥14). La mayor tentaci贸n cuando est谩s enfermo y lo sufres es mirar al hombre (como los m茅dicos) o las drogas o alguna otra manera de alejarse de lo que te est谩 sucediendo. En cambio, vu茅lvete a 脡l solamente para apartarte de las tentaciones; simplemente "Ap谩rtese del mal, y haga el bien" (1 Pedro 3:11).

Estamos en la mano de Dios. 鈥淐iertamente he dado mi coraz贸n a todas estas cosas, para declarar todo esto: que los justos y los sabios [y los que sufren], y sus obras, est谩n en la mano de Dios鈥 (Eclesiast茅s 9:1). Cometemos el error de tontamente tratar de obtener ayuda de otros, especialmente de nuestros doctores, 隆cuando todo lo que recibimos ser谩 del Se帽or cuando pacientemente lo esperemos!

鈥淢uchos buscan el favor del pr铆ncipe; Mas de Jehov谩 viene el juicio de cada uno鈥 (Proverbios 29:26).

鈥淓l caballo se alista para el d铆a de la batalla; Mas Jehov谩 es el que da la victoria鈥 (Proverbios 21:31)

鈥淟a suerte se echa en el regazo; Mas de Jehov谩 es la decisi贸n de ella鈥 (Proverbios 16:33).

Arrepentimiento y salvaci贸n. 鈥淎hora me gozo, no porque hay谩is sido contristados, sino porque fuisteis contristados para arrepentimiento; porque hab茅is sido contristados seg煤n Dios, para que ninguna p茅rdida padecieseis por nuestra parte. Porque la tristeza que es seg煤n Dios produce arrepentimiento para salvaci贸n, de que no hay que arrepentirse; pero la tristeza del mundo produce muerte鈥 (2 Corintios 7:9-10). Dios nos permite estar tristes para llevarnos al arrepentimiento.

Si hubiere cometido pecados. "驴Est谩 alguno entre vosotros afligido? Haga oraci贸n. 驴Est谩 alguno alegre? Cante alabanzas. 驴Est谩 alguno enfermo entre vosotros? Llame a los ancianos de la iglesia, y oren por 茅l, ungi茅ndole con aceite en el nombre del Se帽or. Y la oraci贸n de fe salvar谩 al enfermo, y el Se帽or lo levantar谩; y si hubiere cometido pecados, le ser谩n perdonados鈥 (Santiago 5:13-15). Dios permite pruebas en nuestras vidas con el prop贸sito de cambiarnos. Sufrir y/o temer el futuro (debido a ser diagnosticado con una enfermedad grave o fatal) se utiliza m谩s a menudo para cambiarnos, restaurando nuestras almas, para que podamos ser diferentes de lo que 茅ramos. Pero eso solo puede suceder cuando recibimos lo que necesitamos para soportarlo, como la gracia.

Necesitamos gracia. 鈥淵 me ha dicho: B谩state mi gracia; porque mi poder se perfecciona en la debilidad. Por tanto, de buena gana me gloriar茅 m谩s bien en mis debilidades, para que repose sobre m铆 el poder de Cristo. Por lo cual, por amor a Cristo me gozo en las debilidades, en afrentas, en necesidades, en persecuciones, en angustias; porque cuando soy d茅bil, entonces soy fuerte鈥 (2 Corintios 12:9-10). Nunca ver谩s tu salud restaurada hasta que exhibas satisfacci贸n en medio de lo peor de tu enfermedad y sufrimiento.

Gracia asombrosa

驴C贸mo obtenemos la gracia que necesitamos para superar nuestras pruebas, sufrimiento y dolor? Obtenemos gracia a trav茅s de la humildad.

鈥淒ios resiste a los soberbios, y da gracia a los humildes鈥 (Santiago 4:6).

鈥淧orque cualquiera que se enaltece, ser谩 humillado; y el que se humilla ser谩 enaltecido鈥 (Lucas 18:14).

鈥淒ichosos los humildes, porque recibir谩n la tierra como herencia鈥 (Mateo 5:5).

鈥淟a soberbia del hombre le abate; Pero al humilde de esp铆ritu sustenta la honra鈥 (Proverbios 29:23).

Al jactarse de nuestras debilidades (no tratar de ocultarlas), confesar nuestras faltas y ser humildes permitir谩n que el Esp铆ritu Santo habite en nosotros. Entonces aprenderemos contentamiento sin importar nuestras circunstancias. Una vez que estamos contentos, Dios puede darnos lo que hemos estado buscando: 隆nuestra salud restaurada y saludable de nuevo!

Aprendiendo contentamiento. Vemos que debemos aprender contentamiento por las circunstancias dif铆ciles que Dios ha permitido. 鈥淣o lo digo porque tenga escasez, pues he aprendido a contentarme, cualquiera que sea mi situaci贸n鈥 en todo y por todo estoy ense帽ado, as铆 para estar saciado como para tener hambre, as铆 para tener abundancia como para padecer necesidad鈥 (Filipenses 4:11-12).

Aprendiendo obediencia. Incluso Jes煤s aprendi贸 obediencia de Su sufrimiento. 鈥淵 aunque era Hijo, por lo que padeci贸 aprendi贸 la obediencia鈥 (Hebreos 5:8).

脡l nos perfeccionar谩. 鈥淓stoy convencido de esto: el que comenz贸 tan buena obra en ustedes la ir谩 perfeccionando hasta el d铆a de Cristo Jes煤s鈥 (Filipenses 1:6). Una vez que 脡l haya comenzado una buena obra en ti y en tu salud, 脡l la completar谩. No pienses que lo que 脡l te ha guiado a hacer o cambiar en tu estilo de vida es lo que te sanar谩. S贸lo Dios puede hacer eso, 脡l completar谩 lo que 脡l comenz贸.

鈥淟es dijo: 芦Yo soy el Se帽or su Dios. Si escuchan [u obedecen] mi voz y hacen lo que yo considero justo [correcto a sus ojos/vista], y si cumplen mis leyes [estatutos; ordenanzas; requisitos]聽 y mandamientos, no traer茅 sobre ustedes ninguna de las enfermedades que traje sobre los egipcios. Yo soy el Se帽or, que les devuelve la salud [tu m茅dico]禄鈥 (脡xodo 15:26 NVI)

Debemos ser un consuelo para los dem谩s. No debemos aceptar meramente el consuelo de Dios, se nos manda dar ese consuelo a otros, no importa cu谩l sea su aflicci贸n. "Padre de misericordias y Dios de toda consolaci贸n, el cual nos consuela en todas nuestras tribulaciones, para que podamos tambi茅n nosotros consolar a los que est谩n en cualquier tribulaci贸n, por medio de la consolaci贸n con que nosotros somos consolados por Dios" (2 Corintios 1:3 4). Estar enfermo, como probablemente ya lo hayas notado, te cambia y te ayuda a tener compasi贸n por los dem谩s, no solo cuando ellos tambi茅n est谩n enfermos, sino en todas las dificultades que enfrentan. Esta es otra forma en que Dios est谩 usando esta enfermedad o dolencia para tu bien.

La disciplina de nuestro Padre. Muchas veces nuestro sufrimiento es disciplina por desobedecer la Ley de Dios. 鈥淗ijo m铆o, no menosprecies la disciplina del Se帽or, Ni desmayes cuando eres reprendido por 茅l; Porque el Se帽or al que ama, disciplina, Y azota a todo el que recibe por hijo鈥 脡l nos disciplina para nuestro bien, para que participemos de su santidad鈥 (Hebreos 12:5-10). Cuando aparezca una nueva prueba o s铆ntoma, preg煤ntate: 鈥溌縈e est谩 disciplinando Dios o me est谩 probando para ver c贸mo voy a reaccionar ante la prueba? Muchas veces nos encontramos temerosas y comenzamos a entrar en p谩nico, cuando la reacci贸n a todos y cada uno de los nuevos s铆ntomas o dolencias que nos acontecen, necesita volverse gratitud porque 脡l me dijo: 鈥淏谩state mi gracia; porque mi poder se perfecciona en la debilidad. Por tanto, de buena gana me gloriar茅 m谩s bien en mis debilidades, para que repose sobre m铆 el poder de Cristo. Por lo cual, por amor a Cristo me gozo en las debilidades, en afrentas, en necesidades, en persecuciones, en angustias; porque cuando soy d茅bil, entonces soy fuerte鈥 (2 Corintios 12:9-10).

La disciplina es una bendici贸n. Debemos seguir los ejemplos de los profetas en la Biblia para ayudar a otros a soportar su adversidad mientras nosotros soportamos la nuestra, guiando el camino. 鈥淗ermanos m铆os, tomad como ejemplo de aflicci贸n y de paciencia a los profetas que hablaron en nombre del Se帽or. He aqu铆, tenemos por bienaventurados a los que sufren. Hab茅is o铆do de la paciencia de Job, y hab茅is visto el fin del Se帽or, que el Se帽or es muy misericordioso y compasivo鈥 (Santiago 5:10). En todo el mundo hay multitudes de personas enfermas y sufrientes, que se enfrentan a mucho m谩s de lo que deber铆an a causa de sus condiciones de vida. Cuando nos enfocamos en ellos, y en otros que enfrentan situaciones m谩s dif铆ciles que las nuestras, podemos comenzar a estar agradecidos por lo que 脡l ha elegido para nosotros.

crosses-to-bear

Su cruz elegida para ti

Es posible que hayas o铆do la historia del hombre que visit贸 a Pedro en el cielo. y cuando lleg贸, le pregunt贸 a Pedro: "Con todo respeto, Pedro, esta cruz que estoy llevando es muy pesada, y estoy cansado de ella. 驴Hay alguna manera de que pueda cambiarla por otra?

"Claro", respondi贸 Pedro de inmediato, "D茅jame mostrarte la c谩mara de las cruces..."

Caminamos juntos por un largo pasillo, y al final hab铆a inmensas puertas de hierro que se abr铆an en una c谩mara del tama帽o de un estadio. A su alrededor hab铆a cruces de diferentes tama帽os y materiales. Algunos, aunque m谩s peque帽os, eran incre铆blemente densos y pesados como si estuvieran hechos de plomo. Otros se elevaron cientos de pies en el aire. Algunas cruces forjadas en hierro, algunas talladas en roble grueso; la selecci贸n era infinita.

As铆 que puse mi cruz entre las muchas que hab铆an y comenc茅 a probar otras. Las enormes cruces que ni siquiera intent茅 levantar, y otras que apenas pod铆a mover. Uno o dos que podr铆a levantar del suelo, pero habr铆an sido imposibles de llevar. Despu茅s de buscar durante horas me encontr茅 con una simple cruz de madera que parec铆a razonable. Con un poco de esfuerzo lo levant茅 sobre mis hombros probando su peso.

"Esta parece una que puedo manejar", dije. 鈥淣o es ligero, pero creo que puedo arregl谩rmelas. Me llevar茅 esta鈥.

Pedro respondi贸 con calma: "Esa es la cruz con la que entraste mi amigo"

Aqu铆 hay otra versi贸n de la misma historia...

脷ltimamente me top茅 con una historia corta sobre un hombre que ya no pod铆a llevar su cruz porque era demasiado pesada para 茅l. Dios le pregunt贸 si quer铆a cambiar por otra cruz. El hombre estaba encantado y acept贸 la oferta. As铆 que entr贸 en una habitaci贸n llena de cruces de diferentes tama帽os, colores, materiales y peso. Hab铆a miles de ellas tan solo en esa habitaci贸n. El hombre se tom贸 su tiempo, mir谩ndolas a todas, toc谩ndolas y llev谩ndolas en su espalda para probar el peso. Finalmente vio una peque帽a cruz hecha de plumas en la esquina de la habitaci贸n, oculta bajo cruces mucho m谩s grandes. Lo sac贸 y exclam贸: "隆Ese es la que quiero! 隆Es perfecta para m铆!" Y Dios dijo: "Pero hijo mio, esa es exactamente la cruz con la que entraste..."

Otra variaci贸n de la historia: La historia es sobre un hombre que va donde Jes煤s queriendo cambiar su cruz por una mejor. 脡l le dice al Se帽or: 鈥淰eo las cruces que otros llevan y las suyas son mucho m谩s llevaderas que las m铆as. 驴Por qu茅 mi cruz tiene que ser tan engorrosa y pesada? Otras personas cargan su cruz con facilidad y la m铆a est谩 obstaculizando mi d铆a a d铆a".

Jes煤s lleva al hombre a una habitaci贸n llena de cruces. Algunas son grandes y otras son peque帽as. Se instruye al hombre que baje su cruz y luego vaya a seleccionar una nueva cruz. La 煤nica estipulaci贸n era que una vez que hac铆a su selecci贸n no pod铆a quejarse o cambiar su cruz de nuevo. 脡l busca durante horas y horas. Las grandes cruces eran tal como 茅l supon铆a, muy grandes y muy pesadas. Sab铆a que no hab铆a forma de que pudiera llevar esas cruces. Las cruces m谩s peque帽as eran sorprendentemente dolorosas. Algunos ten铆an espinas que constantemente te pegaban en el hombro o en la espalda record谩ndote las vigas que llevabas. Otros ten铆an una forma extra帽a y frotaban el cuello dej谩ndolo en carne viva. Finalmente, el hombre se encontr贸 con una cruz que era perfecta para 茅l. No demasiado grande, pero no demasiado poco. No hab铆a objetos punzantes y se apoyaba perfectamente sobre su hombro para que no lo irritara mientras lo llevaba. El hombre grit贸: "隆Aqu铆 est谩 Se帽or!" Jes煤s le pregunt贸 al hombre: "驴Est谩s seguro? Recuerde que no hay canjes o intercambios y no m谩s queja de tu cruz". El hombre respondi贸: "Estoy seguro. Esta es la cruz perfecta para m铆". A lo que Jes煤s respondi贸, 鈥楬ijo m铆o, esa es la cruz con la que entraste hoy".

驴LA CRUZ QUE LLEVAS ES DEMASIADO PESADA PARA LLEVARLA?

Quej谩ndome me dije a m铆 mismo,
"Esta cruz es demasiado pesada para llevarla"
Y me pregunt茅 descontento
por qu茅 Dios me la dio para que la llevara.

Y mir茅 con envidia a otros
cuyas cruces parec铆an m谩s livianas que la m铆a
y dese茅 poder cambiar mi cruz
por una de dise帽o m谩s liviano.

Y luego, en un sue帽o, vi la cruz que
impulsivamente quer铆a usar,
estaba hecha de perlas y diamantes
y gemas que eran preciosas y raras.

Y cuando la colgu茅 alrededor de mi cuello
el peso de las joyas y el oro
era demasiado pesado y engorroso
para mi peque帽o y delgado cuello como para sostenerlo

As铆 que lo tir茅 a un lado y ante mis ojos
hab铆a una cruz de rosas rojas.
Y dije con deleite mientras me la pon铆a,
"esta cruz la puedo usar por horas"

Porque era tan delicado y fr谩gil,
tan encantador y ligero y delgado,
pero me hab铆a olvidado de las espinas
que comenzaron a perforar mi piel

Y luego en mi sue帽o, vi "mi cruz",
escarpada y vieja y llana,
esa vieja cruz torpe que hab铆a mirado
con desd茅n descontento

Y por fin, supe que Dios hab铆a hecho
esta "cruz especial para m铆",

Porque Dios en su gran sabidur铆a sab铆a
lo que antes yo no pod铆a ver,

Que a menudo las cruces m谩s bellas
son las cruces m谩s pesadas de llevar,
Porque s贸lo Dios es lo suficientemente sabio
para elegir la cruz que podemos llevar

As铆 que nunca te quejes de TU CRUZ,
porque tu cruz ha sido bendecida,
Dios la hizo S脫LO PARA QUE TU LA USES
y recuerda, 隆DIOS SABE MEJOR!

Al cargar nuestras cruces, hay dos cosas que debemos tener en cuenta. Primero, tu cruz es tu cruz. No mires la cruz de otra persona y pienses que la tiene f谩cil, porque no tienes ni idea de c贸mo se siente llevar esa cruz. Puede parecer m谩s ligero, pero no significa que sea menos doloroso. La cruz que Jes煤s ha puesto sobre tus hombros es tu cruz. Fue hecha y dise帽ada para ti. As铆 que soportalo con humildad, gracia y gratitud. 驴Gratitud?

Cada vez que mi carne quiere lloriquear o siento l谩stima por m铆 misma, le pido a 脡l que me muestre o me recuerde a alguien que lleva una cruz que es mucho m谩s dif铆cil que la m铆a, y al instante mi coraz贸n rebosa de gratitud.

En segundo lugar, cuando tu cruz parece insoportable, recuerda que Jes煤s nunca pone una cruz m谩s grande de lo que puedas soportar. 1 Corintios 10:13 dice: 鈥淣o os ha sobrevenido ninguna tentaci贸n que no sea humana; pero fiel es Dios, que no os dejar谩 ser tentados m谩s de lo que pod茅is resistir, sino que dar谩 tambi茅n juntamente con la tentaci贸n la salida, para que pod谩is soportar". La cruz que llevas es tu cruz y 脡l te dar谩 la fuerza para llevarla hasta que la levante de tus hombros.

Para recibir una bendici贸n. Cuando nos hacen mal, como un diagn贸stico err贸neo o una mala praxis que me han pedido que soporte. O tal vez incluso soportando los insultos de alguien (como personas minimizando lo que est谩s pasando o tratando de darte una soluci贸n f谩cil y r谩pida o burl谩ndote de lo que 脡l te ha guiado a hacer). En lugar de ofendernos o luchar o resistirnos a este mal, 脡l nos pide que tomemos esa cruz, que soportemos todo, sin devolver el insulto o tratar de devolver el mal, lastim谩ndolos de alguna manera (como demandarlos o manchando su reputaci贸n).

Necesitamos recordar que los insultos y los males son tra铆dos a nuestras vidas para darnos 隆la oportunidad de recibir las bendiciones que Dios tiene esper谩ndonos! Primera de Pedro 3:9 dice: 鈥淣o devolviendo mal por mal, ni maldici贸n por maldici贸n, sino por el contrario, bendiciendo, sabiendo que fuisteis llamados para que heredaseis bendici贸n鈥 鈥淢as tambi茅n si alguna cosa padec茅is por causa de la justicia, bienaventurados sois. Por tanto, no os amedrent茅is por temor de ellos, ni os conturb茅is (1 Pedro 3:14).

Si contin煤as respondiendo con cualquier tipo de reacci贸n negativa, no esperes ser bendecida con lo que 脡l ten铆a esperando por ti como dice en Isa铆as 30:18: "Por tanto, Jehov谩 esperar谩 para tener piedad de vosotros, y por tanto, ser谩 exaltado teniendo de vosotros misericordia; porque Jehov谩 es Dios justo; bienaventurados todos los que conf铆an en 茅l鈥 隆y eso incluye Su sanaci贸n!

La disciplina puede ser dolorosa. Disciplina y sufrimiento, aunque nunca es divertido cuando est谩s en medio de ello. Sin embargo, aquellos que han sido entrenados y cambiados por Su disciplina conocen las numerosas recompensas de la justicia que produce: paz y salud restaurada. 鈥淓s verdad que ninguna disciplina al presente parece ser causa de gozo, sino de tristeza; pero despu茅s da fruto apacible de justicia a los que en ella han sido ejercitados鈥 (Hebreos 12:11). Cuando antes estabas ansiosa y preocupada y angustiada por peque帽as cosas triviales de tu vida, a trav茅s de esta disciplina 脡l te est谩 entrenando para vivir tu vida de manera diferente una vez que 脡l haya restaurado tu salud. Incluso los no creyentes cambian sus vidas una vez que se han enfrentado a una enfermedad significativa. Sin embargo鈥

Comienza con los cristianos. 驴Por qu茅 el sufrimiento debe comenzar primero con los cristianos? Comienza con los cristianos primero porque los cristianos pecaminosos, desobedientes y obstinados que viven exactamente como el mundo nunca atraer谩n a otros al Se帽or. As铆 que una vez m谩s, es la "voluntad de Dios" que seamos atra铆dos a trav茅s de nuestros sufrimientos actuales con el fin de cambiarnos de tantas maneras. Es por eso que necesitamos permitirnos sufrir y en su lugar comenzar a confiarnos a Dios. 鈥淧orque es tiempo de que el juicio comience por la casa de Dios; y si primero comienza por nosotros, 驴cu谩l ser谩 el fin de aquellos que no obedecen al evangelio de Dios? De modo que los que padecen seg煤n la voluntad de Dios, encomienden sus almas al fiel Creador, y hagan el bien鈥 (1 Pedro 4:17, 19).

El poder de nuestra fe. La verdad es que nuestra fe es lo que abre la puerta a los milagros. Necesitas creer que 脡l es capaz y quiere restaurar tu salud, y no dudar, en tu coraz贸n. 鈥淩espondiendo Jes煤s, les dijo: Tened fe en Dios. Porque de cierto os digo que cualquiera que dijere a este monte: Qu铆tate y 茅chate en el mar, y no dudare en su coraz贸n, sino creyere que ser谩 hecho lo que dice, lo que diga le ser谩 hecho. Por tanto, os digo que todo lo que pidiereis orando, creed que lo recibir茅is, y os vendr谩鈥 (Marcos 11:22鈥24).

Dios en Su Palabra nos ha dicho que sufriremos. 鈥淧orque tambi茅n estando con vosotros, os predec铆amos que 铆bamos a pasar tribulaciones, como ha acontecido y sab茅is. Por lo cual tambi茅n yo, no pudiendo soportar m谩s, envi茅 para informarme de vuestra fe, no sea que os hubiese tentado el tentador, y que nuestro trabajo resultase en vano鈥 (1 Tesalonicenses 3:4鈥5). Lo que le ha pasado a tu salud no es una se帽al de que tu vida o incluso tu buena salud haya terminado. Esto es lo que Dios ha usado para llamar tu atenci贸n y ahora es lo que 脡l est谩 usando para cambiarte. 隆No te rindas! No dejes que el enemigo robe el milagro que Dios tiene para ti cuando has soportado y prevalecido y has cambiado (de adentro hacia afuera) y has sido transformada.

Con Dios. 鈥淵 mir谩ndolos Jes煤s, les dijo: Para los hombres esto es imposible; mas para Dios todo es posible鈥 (Mateo 19:26). 鈥淓ntonces Jes煤s, mir谩ndolos, dijo: Para los hombres es imposible, mas para Dios, no; porque todas las cosas son posibles para Dios鈥 (Marcos 10:27). Nada (ni una sola cosa) es imposible para Dios. Trabaja con Dios, no con tu m茅dico. No tengas tu plan o espere que tu m茅dico planifique lo que 茅l/ella puede hacer para ayudarte. 脡l no va a trabajar contigo ni va a entregar tu salud o sanidad a ning煤n profesional de la salud; en cambio, 隆t煤 debes trabajar con Dios y seguir Su plan para tu sanidad!

Lo que dices. 鈥溾 aferr茅monos a la fe que profesamos鈥 (Hebreos 4:14). 鈥淪ino santificad a Dios el Se帽or en vuestros corazones, y estad siempre preparados para presentar defensa con mansedumbre y reverencia ante todo el que os demande raz贸n de la esperanza que hay en vosotros鈥 (1 Pedro 3:15). 鈥淗e aqu铆 nuestro Dios a quien servimos puede librarnos del horno de fuego ardiendo; y de tu mano, oh rey, nos librar谩. Y si no鈥" (Daniel 3:17-18). Tenemos que hablar lo que Dios dice en su Palabra, sin vacilar, con esperanza en nuestros labios. Espera hasta que se te pida compartir sobre tu salud y sanaci贸n. Y conf铆a en m铆, se te pedir谩. As铆 que aseg煤rate de preguntarle a Dios antes de tiempo lo que se supone que debes decir para que est茅s lista. Y luego, cuando se te pregunte sobre tu esperanza con respecto a tu salud, aseg煤rate de responder a la otra persona con reverencia, respeto y amabilidad y con lo que Dios te dijo que compartas. Sin embargo, ten cuidado de nunca usar las Escrituras para discutir con nadie sobre nada.

Deja que la paz sea tu 谩rbitro. Colosenses 3:15 dice: 鈥淵 la paz (la armon铆a del alma que viene) de Dios gobierne (act煤e como 谩rbitro continuamente) en vuestros corazones [decidiendo y resolviendo con firmeza todas las preguntas que surgen en sus mentes, en ese estado pac铆fico], a la que asimismo [como miembros de Cristo] fuisteis llamados [a vivir] en un solo cuerpo; y sed agradecidos [dando alabanza a Dios siempre]鈥.

Sin embargo, muchas veces es mejor 隆no decir nada! Recuerda, los dem谩s a menudo ser谩n ganados "sin una palabra" y simplemente decir cualquier cosa causar谩 un debate o di谩logo que no ayudar谩, sino que te har谩 da帽o a ti y a los dem谩s involucrados. "Quien cuando le maldec铆an, no respond铆a con maldici贸n; cuando padec铆a, no amenazaba, sino encomendaba la causa al que juzga justamente" (1 Pedro 2:23). En lugar de decir mucho, t贸mate el tiempo para ...

Ci帽e tu entendimiento y espera. 鈥淧or tanto, ce帽id los lomos de vuestro entendimiento, sed sobrios, y esperad por completo en la gracia que se os traer谩 cuando Jesucristo sea manifestado鈥 y en Su sanidad (1 Pedro 1:13. Por cierto, la palabra sobrio simplemente significa "pensamiento claro". Ten claro en tu mente lo que realmente crees para evitar las consecuencias del doble 谩nimo y tambi茅n haz todo lo posible para no permitir demasiados medicamentos que podr铆an afectar negativamente tu estado de 谩nimo. Muchas recetas han delineado claramente los efectos secundarios que ignoramos debido a lo desesperadas que estamos por ya no lidiar con el dolor o el sufrimiento, solo por alterar c贸mo nos sentimos emocionalmente, como causar depresi贸n. As铆 que ten cuidado y comprende que incluso la ciencia ha demostrado que nunca hubo ninguna medicina que no tuviera efectos secundarios.

Estar gozoso. Debemos estar gozosos en nuestras pruebas, no s贸lo cuando hayan terminado. 驴Por qu茅? Porque sabemos que los sufrimientos que estamos soportando est谩n produciendo resistencia que nos permitir谩 terminar el curso establecido ante nosotras. 鈥淗ermanos m铆os, tened por sumo gozo cuando os hall茅is en diversas pruebas, sabiendo que la prueba de vuestra fe produce paciencia. Mas tenga la paciencia su obra completa, para que se谩is perfectos y cabales, sin que os falte cosa alguna. Y si alguno de vosotros tiene falta de sabidur铆a, p铆dala a Dios, el cual da a todos abundantemente y sin reproche, y le ser谩 dada. Pero pida con fe, no dudando nada; porque el que duda es semejante a la onda del mar, que es arrastrada por el viento y echada de una parte a otra鈥 (Santiago 1:2鈥6).

Est茅n preparados: 隆su fe ser谩 probada! Los temores y las dudas vienen a la mente de todos; 隆simplemente no los entretengas! En cambio, comienza a enfocarte y piensa solo en cosas buenas. P铆dele a Dios que te ayude. Desde que dudas, y empiezas a entretener ese pensamiento, en lugar de dirigir tus pensamientos a lugares agradables en tu mente, tendr谩s problemas para creer lo que 脡l ha planeado para ti. Y ah铆 es cuando las pruebas se volver谩n m谩s dif铆ciles, casi hasta el punto de no poder soportarlo m谩s. Recuerda, tendremos "diversas" pruebas con nuestra salud deficiente o fallida, algunas ser谩n pruebas importantes y otras meras irritaciones que a menudo lo desgastar谩n. Tenemos que comenzar a darle gracias por todas nuestras pruebas. Este es nuestro sacrificio de alabanza y son poderosos. Para ayudar, recomendar铆a leer uno de los libros de Merlin R. Carothers, comenzando con De la prisi贸n a la alabanza, que fue su primer libro. Cada uno de sus libros te ayudar谩 a regocijarte en tu aflicci贸n.

隆Regoc铆jense! 鈥淩egocijaos en el Se帽or siempre. Otra vez digo: 隆Regocijaos! Vuestra gentileza sea conocida de todos los hombres. El Se帽or est谩 cerca. Por nada est茅is afanosos, sino sean conocidas vuestras peticiones delante de Dios en toda oraci贸n y ruego, con acci贸n de gracias. Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, guardar谩 vuestros corazones y vuestros pensamientos en Cristo Jes煤s. Por lo dem谩s, hermanos, todo lo que es verdadero, todo lo honesto, todo lo justo, todo lo puro, todo lo amable, todo lo que es de buen nombre; si hay virtud alguna, si algo digno de alabanza, en esto pensad. Lo que aprendisteis y recibisteis y o铆steis y visteis en m铆, esto haced; y el Dios de paz estar谩 con vosotros鈥 (Filipenses 4:4-9).

Claramente, la mayor铆a de las batallas, incluso por nuestra salud, son ganadas o perdidas en tu mente. Sigue el consejo del Se帽or para la paz durante tus pruebas y sufrimientos para obtener la victoria sobre ellos: 隆aprende a alabar al Se帽or en medio de ellas! Regoc铆jate por lo que sabes que 脡l est谩 haciendo mientras te lleva a trav茅s de ellas. Entonces piensa en esta alegr铆a, habla de esta paz, y escucha s贸lo esto en tu mente. Muchas veces los amigos cercanos te llaman para decirte lo que debes hacer para poner fin a tu sufrimiento. Estos generalmente no provienen de Dios y la mayor铆a de las veces te llevar谩n a hacer cosas que resultar谩n no ser hermosas, puras o correctas, as铆 que no escuches y comiences a abrirte a este tipo de salud al no compartir en detalle lo que est谩 sucediendo en tu vida y salud.

La fe no se ve. A menudo buscamos signos de mejora en nuestra salud. Sin embargo, debemos recordar que la Escritura es muy clara: 隆la fe siempre es invisible!

Cuando alguien te pregunte sobre tu salud, resp贸ndeles con: "隆Alabado sea el Se帽or, Dios est谩 obrando!" 隆Porque sabemos que 脡l lo est谩 haciendo! Y as铆 es como y por qu茅 nosotras, "Por tanto, no desmayamos; antes aunque este nuestro hombre exterior se va desgastando, el interior no obstante se renueva de d铆a en d铆a. Porque esta leve tribulaci贸n moment谩nea produce en nosotros un cada vez m谩s excelente y eterno peso de gloria; no mirando nosotros las cosas que se ven, sino las que no se ven; pues las cosas que se ven son temporales, pero las que no se ven son eternas鈥 (2 Corintios 4:16 18).

La fe es la convicci贸n de lo que no se ve. Cuando est谩s experimentando lo que Pablo llama "leve tribulaci贸n", puede que todav铆a sea una aflicci贸n significativa y est谩s soportando algo muy doloroso. Detente para recordar la verdad m谩s importante: 隆estas aflicciones est谩n destinadas a ser solo moment谩neas! Estas mismas aflicciones no solo son temporales, sino que est谩n produciendo algo a煤n m谩s maravilloso para ti: 隆te est谩n preparando para una nueva y maravillosa vida saludable! 隆Recuerda, el sufrimiento es temporal pero los beneficios durar谩n una eternidad! 鈥淓s, pues, la fe la certeza de lo que se espera, la convicci贸n de lo que no se ve鈥 (Hebreos 11:1).

Camina por fe, no por vista. La mayor铆a de las personas comienzan a creer cuando comienzan a "ver que algo sucede", 隆pero esto no es fe! 鈥淧orque por fe andamos, no por vista鈥 (2 Corintios 5:7).

Mirando nuestras circunstancias. Cuando Pedro vio sus circunstancias, se hundi贸, y t煤 tambi茅n lo har谩s. "Y 茅l dijo: Ven. Y descendiendo Pedro de la barca, andaba sobre las aguas para ir a Jes煤s. Pero al ver el fuerte viento, tuvo miedo; y comenzando a hundirse, dio voces, diciendo: 隆Se帽or, s谩lvame! 31 Al momento Jes煤s, extendiendo la mano, asi贸 de 茅l, y le dijo: 隆Hombre de poca fe! 驴Por qu茅 dudaste?"(Mateo 14:29鈥31). No sigas mirando o pensando en lo que cada dolor, sufrimiento, o qu茅 cosa horrible est谩 apareciendo en tu cuerpo. Vuelve tus ojos a Jes煤s tal como dice esta canci贸n:

Vuelve tus ojos a Jes煤s,

Mira de lleno en Su maravilloso rostro,

Y las cosas de la tierra se oscurecer谩n extra帽amente,

A la luz de Su gloria y gracia.

Para nuestra prueba. Probablemente la lecci贸n m谩s importante en confiar s贸lo en DIOS para nuestra salud es ser capaz de pasar nuestra prueba: la prueba de nuestra fe en Su Palabra y no ser influenciados por la emoci贸n o declaraciones falsas hechas por cualquier otra persona. 鈥淗ermanos m铆os, tened por sumo gozo cuando os hall茅is en diversas pruebas, sabiendo que la prueba de vuestra fe produce paciencia. Mas tenga la paciencia su obra completa, para que se谩is perfectos y cabales, sin que os falte cosa alguna鈥 (Santiago 1:2-4). Cuando est茅s perfeccionada y tu refinaci贸n est茅 completa, 隆entonces ver谩s que tu salud mejorar谩 y estar谩ss completamente curada!

Prueba con fuego. 鈥淓n lo cual vosotros os alegr谩is, aunque ahora por un poco de tiempo, si es necesario, teng谩is que ser afligidos en diversas pruebas, para que sometida a prueba vuestra fe, mucho m谩s preciosa que el oro, el cual aunque perecedero se prueba con fuego, sea hallada en alabanza, gloria y honra cuando sea manifestado Jesucristo鈥 (1 Pedro 1:6-7).

Tantos creyentes han fallado su prueba y han continuado caminando en el desierto como lo hizo el pueblo de Israel porque carec铆an de fe que murmuraba y se quejaba, lo que llev贸 a la rebeli贸n. La prueba de su fe, que es un coraz贸n lleno de fe y satisfacci贸n en sus circunstancias actuales, es m谩s preciosa que el oro. Si recurres a la atenci贸n m茅dica y a los "profesionales", pueden controlar tus s铆ntomas "tratando" tu enfermedad, o cortar y eliminar lo que creen que aliviar谩 tu dolor o detendr谩 la propagaci贸n de tu enfermedad, 隆pero muy, muy pocos son capaces de curarte realmente! 隆S贸lo DIOS es capaz de hacer eso total y completamente! Simplemente necesitas esperar y mantener la fe.

Mant茅n la fe. No recurras a otro plan cuando las cosas se pongan dif铆ciles; no comprometas lo que empezaste a hacer. El enemigo es conocido por traer nuevas (e incorrectas) soluciones a nuestras pruebas y dificultades. Discernir y decidir permanecer en el camino correcto es la prueba que debemos continuar pasando. 鈥淗e peleado la buena batalla, he acabado la carrera, he guardado la fe. Por lo dem谩s, me est谩 guardada la corona de justicia鈥︹ (2 Timoteo 4:7鈥8).

Personalmente encontr茅 que esto era muy cierto cuando sufr铆 partos completamente naturales o pas茅 por tres abortos espont谩neos. Cuando estaba muy cerca del avance, que Dios me estaba trayendo, inevitablemente se me dar铆a alg煤n tipo de soluci贸n que instant谩neamente me librar铆a de mi dolor. Sin embargo, cuando pude volver mi rostro al Se帽or y resistir esas tentaciones, 隆fue como si hubiera sido liberada milagrosamente por Su mano!

2 Reyes 20:1-2

鈥溾 entonces 茅l volvi贸 su rostro a la pared, y or贸 a Jehov谩 y dijo: Te ruego, oh Jehov谩, te ruego que hagas memoria de que he andado delante de ti en verdad y con 铆ntegro coraz贸n [completamente dedicado a ti], y que he hecho las cosas que te agradan. Y llor贸 Ezequ铆as con gran lloro鈥.

Un cord贸n de tres. Si has estado caminando con el Se帽or por alg煤n tiempo y te has cansado, p铆dele a Dios que te env铆e uno o dos creyentes m谩s que te ayudar谩n a no doblegarte de tu compromiso, creyentes que ellos mismos pueden estar de acuerdo contigo. "Mejores son dos que uno; porque tienen mejor paga de su trabajo. Porque si cayeren, el uno levantar谩 a su compa帽ero; pero 隆ay del solo! que cuando cayere, no habr谩 segundo que lo levante. Tambi茅n si dos durmieren juntos, se calentar谩n mutuamente; mas 驴c贸mo se calentar谩 uno solo? Y si alguno prevaleciere contra uno, dos le resistir谩n; y cord贸n de tres dobleces no se rompe pronto鈥 (Eclesiast茅s 4:9鈥12). Aqu铆 hay algunos ejemplos de tres cuerdas que se encuentran en las Escrituras:

Mois茅s, Aar贸n y Hur: 鈥淵 las manos de Mois茅s se cansaban; por lo que tomaron una piedra, y la pusieron debajo de 茅l, y se sent贸 sobre ella; y Aar贸n y Hur sosten铆an sus manos, el uno de un lado y el otro de otro; as铆 hubo en sus manos firmeza hasta que se puso el sol鈥 (脡xodo 17:12). V茅ase tambi茅n Sadrac, Mesac y Abed-nego en el libro de Daniel, cap铆tulo 3. 隆T煤, una amiga, y el Se帽or son una poderosa cuerda triple!

Si simplemente te acercas a otros que podr铆an usar tu ayuda en sus aflicciones, cualquier aflicci贸n, 隆descubrir谩n que juntos pueden levantarse los unos a los otros!

Una referencia r谩pida a las pruebas y tribulaciones

隆Dios es el que tiene el control, no el hombre y no el diablo!

  1. La justicia es del Se帽or (Proverbios 29:26).
  2. La respuesta es del Se帽or (Proverbios 16:1).
  3. El coraz贸n lo vuelve el Se帽or (Proverbios 21:1).
  4. Sus obras est谩n en la mano de Dios (Eclesiast茅s 9:1).
  5. T煤 (Dios) lo has hecho (Salmos 44:9鈥15).
  6. 脡l (Dios) levant贸 la tormenta (Salmos 107:1鈥32).
  7. 脡l (Dios) quit贸 amante y amigo (Salmos 88:8, 18)

驴Qu茅 hacen nuestras pruebas por nosotros?

  1. El poder de Cristo morar谩 en nosotros (2 Corintios 12:9 10).
  2. Aprenderemos a estar contentos (Filipenses 4:9).
  3. Recibiremos una recompensa (2 Timoteo 4:7, 19).
  4. No nos falta nada (Santiago 1:2鈥4).
  5. 脡l nos capacitar谩 para consolar a los dem谩s (2 Corintios 3:1 4)鈥4).
  6. 脡l perfeccionar谩 lo que 脡l comenz贸 en nosotros (Filipenses 1:6鈥13).
  7. Tendremos a nuestro ser querido de regreso (Filipenses 1:15).
  8. Recibiremos misericordia (Hebreos 4:15) 15).
  9. Aprenderemos la obediencia (Hebreos 5:7 8).
  10. Producir谩n resistencia (Santiago 1:2鈥4).
  11. Recibiremos la corona de la vida (Santiago 1:12).
  12. Probaremos nuestra fe (1 Pedro 1:6 7).
  13. Seguiremos Sus pasos (1 Pedro 2:21).
  14. Compartiremos en Sus sufrimientos (1 Pedro 3:13).
  15. Seremos perfeccionados, confirmados, fortalecidos y establecidos (1 Pedro 5:10).

P铆dele a Dios que te gu铆e en cada prueba. 鈥淔铆ate de Jehov谩 de todo tu coraz贸n, Y no te apoyes en tu propia prudencia. Recon贸celo en todos tus caminos, Y 茅l enderezar谩 tus veredas鈥. (Proverbios 3:5-6).

Llam茅moslo a 脡l en busca de fortaleza y acerqu茅monos a 脡l en nuestro tiempo de necesidad. Permit谩mosle a 脡l que nos discipline, y nos pruebe. Regocij茅monos siempre en todas las cosas, no s贸lo en el bien, sino tambi茅n en las angustias dolorosas o temerosas que se nos presentan. Mantengamos nuestra esperanza cerca de nuestros labios y permanezcamos firmes en nuestras mentes ce帽idas. 隆Recordemos siempre que es Su voluntad que enfrentemos estas dif铆ciles pruebas y que ellas est谩n siendo usadas para nuestro bien!

鈥淕ozosos de haber sido tenidos por dignos de padecer afrenta por causa del Nombre鈥
(Hechos 5:41).

鈥淵 sabemos que a los que aman a Dios, todas las cosas les ayudan a bien,
esto es, a los que conforme a su prop贸sito son llamados鈥 (Romanos 8:28).

Compromiso personal: considerar todo gozo cuando encuentro diversas pruebas y sufrimientos continuos. 鈥淏as谩ndome en lo que he aprendido de la Palabra de Dios, me comprometo a permitir que la prueba de mi fe ayude a producir mi paciencia. Y dejar茅 que la paciencia tenga su resultado perfecto, para que pueda ser perfecto y completo, sin que me falte absolutamente nada cuando sea Su plan y el tiempo designado para sanarme".

Es hora de llevar un Diario y "REGISTRAR la visi贸n e INSCRIBIRLA en tabletas [tel茅fonos y computadoras], para que el que LEE pueda CORRER. Porque la visi贸n a煤n es para el tiempo SE脩ALADO; se apresura hacia la meta y no fallar谩 Aunque tarde, esp茅renlo, porque ciertamente vendr谩, no tardar谩'鈥.

Haz una lista en tu diario de todas las razones que has descubierto que confirman que Dios tiene un plan mayor que simplemente "querer" que sufras. Tal vez sea el comienzo de escribir su propio testimonio para documentar su viaje hacia la salud plena para que pueda alentar a otros que est谩n siendo llamados a seguir el mismo camino o uno similar.

Deja un comentario

Tu direcci贸n de correo electr贸nico no ser谩 publicada. Los campos obligatorios est谩n marcados con *